Frente a la dura realidad impuesta por la crisis social que vive el país por la pandemia de COVID-19 y bajo el lema "Tiende tu mano al pobre", este 15 de noviembre se realizará la 4ta Jornada Mundial de los Pobres, una iniciativa establecida por el Papa Francisco. 

La convocatoria apunta a que las personas "dejemos de lado la indiferencia" y destaca que, en estos tiempos en que se han puesto en crisis muchas certezas "redescubrimos la importancia de la sencillez y de mantener la mirada fija en lo esencial", así como de "volver a sentir que nos necesitamos unos a otros, que tenemos una responsabilidad por los demás y por el mundo".

Cáritas Argentina

El presidente de Cáritas Argentina, monseñor Carlos Tissera, señaló: "La pandemia, con sus consecuencias tan dolorosas, ha sido la ocasión para que estrechemos lazos de cooperación y coordinación con otras organizaciones de asistencia y promoción" y destacó el aporte solidario de la sociedad y el trabajo admirable de los voluntarios.

En este marco, resaltó que "a raíz de la crisis, los convenios con el Estado nacional se han fortalecido a nivel de sus aportes. La experiencia de articulación ha sido una experiencia positiva, guiada por los principios de autonomía y de colaboración", celebró Tissera.

Cáritas Argentina

"Caritas, la Iglesia, sigue respondiendo a los emergentes de esta crisis y al mismo tiempo pensando en los temas estructurales. Tierra, techo y trabajo son desafíos centrales en la recuperación de este tiempo" explicó Tissera. "Creemos profundamente en la necesidad de construir los diálogos necesarios para encontrar cambios concretos y sostenibles para enfrentar el contexto de crisis, la pandemia, y para torcer el rumbo de una pobreza estructural creciente y multidimensional", consideró.

Cáritas en pandemia

Cáritas desde el comienzo de la emergencia desplegó varias líneas de trabajo: ayuda alimentaria y sanitaria a través de comedores, merenderos y puestos móviles para situaciones de calle, entrega de bolsones con alimentos, viandas y kits de higiene para la prevención del contagio. Esta ayuda ya se ha extendido a más de 2.500.000 personas.

Paralelamente se están creando mecanismos de apoyo a los sistemas de salud en los sectores más expuestos, se han creado refugios para que puedan vivir personas en situación de calle y adultos mayores que no tienen posibilidades materiales para guardar un aislamiento preventivo.

Cáritas Argentina

En muchos centros barriales a los que asisten personas con problemas de adicciones se han realizado experiencias donde los jóvenes en recuperación se ocupan de llevar alimentos y acompañar a los abuelos que viven solos en el barrio.

Pensando también en el cuidado de los niños y jóvenes en edad escolar, en muchos espacios de Cáritas se ofrece apoyo escolar virtual y un acompañamiento que brinda contención, integración y también esparcimiento.