La Pulga mostró toda su clase durante una de las sesiones previas al duelo de Champions contra el Napoli.


Lionel Messi calienta motores para el duelo del sábado entre Barcelona y Napoli, por los octavos de final de la Champions League. Lo hizo con un golazo en la práctica: amargó, se sacó a los rivales de encima y la picó con la derecha ante la salida del arquero.

El conjunto catalán, que buscará sacarse la amargura de la Liga en el torneo continental, recupera de a poco a los franceses Ousmane Dembélé y Antoine Griezmann. En el caso del exjugador del Dortmund, se lesionó a principios de febrero al sufrir una rotura completa del tendón proximal del bíceps femoral de la pierna derecha, de la que tuvo que ser intervenido en Finlandia por el doctor Sakari Orava. El pronóstico de baja, según el parte médico oficial, se fijó en seis meses, periodo que se acaba de cumplir esta misma semana por lo que podría estar disponible ante el Napoli.

Por su parte, Griezmann se lesionó a mediados de julio. Una lesión muscular en el cuádriceps de la pierna derecha le impidió finalizar la temporada liguera, aunque ahora todo indica que estará disponible para el partido del sábado.

Fuente: Noticias Liga Profesional de Fútbol


En esta nota:

Deportes Lionel Messi


Comentarios