La nueva enfermedad denominada "coronavirus" se monitorea con cautela en todo el mundo, mientras que en China ya causó 80 muertes y 2.744 casos. El virus se originó en la ciudad de Wuhan, probablemente en un mercado clandestino que vendía carne de 112 animales diferentes entre ellos ratas, lobos, zorros y koalas.

Mercado de Wuhan (Foto:Web)

Mientras las autoridades del gobierno chino alertan que están entrando en una "etapa crucial" y que el virus "se está fortaleciendo", en las últimas horas se conocieron las imágenes de las terribles condiciones en las que funciona el mercado de Huanan.

Mercado de Wuhan (Foto:Web)

Los animales eran mantenidos en jaulas putrefactas durante días hasta ser vendidos y el piso del lugar estaba repleto de residuos. Se comercializaban serpientes, pescados, murciélagos, ciervos, tejones, salamandras y puercoespines.

En los últimos días también se viralizó el video de una mujer comiendo una sopa de murciélago que causó impacto en las redes y la hipótesis de que se el virus se puede haber propagado a los humanos a través de estas aves.

La mayoría de las especies de carne vendidas están prohibidas en China. El lugar se corresponde con las imágenes difundidas en los primeros días del brote, aunque el gobierno local había mantenido fuera de las redes sociales las fotos del interior del mercado.

La Organización Mundial de la Salud confirmó que el riesgo a nivel mundial es "elevado" y en la semana se reunirá para evaluar si declara el estado de emergencia internacional. En China continúan los controles para individualizar potenciales infectados luego de haber aislado a decenas de millones de personas en el área de Hubei.

Las primeras imágenes del mercado de Wuhan, el 10 de enero. (Foto:REUTERS/Stringer/Archivo)

Además, el gobierno encabezado por Xi Jinping decidió prolongar las vacaciones del Fin de Año lunar hasta el 3 de febrero, para limitar los flujos de la población.