Fue en el marco de la última sesión de la Cámara Baja de la era macrista, con Juntos por el Cambio, Frente para la Victoria y Argentina Federal, nombres de bancadas que en diciembre ya no existirán más.


El presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, se emocionó hasta las lágrimas después de un homenaje de despedida que Graciela Camaño (Consenso Federal) le hizo en el recinto.

“Por lo que hiciste, por lo que no hiciste y por lo que seguramente vas a hacer, porque sos un gran dirigente politico“, dijo Camaño.

Fue en el marco de la última sesión de la Cámara de Diputados de la era macrista, con Juntos por el Cambio, Frente para la Victoria y Argentina Federal, nombres de bancadas que en diciembre ya no existirán más.

En tanto, no habló ningún diputado de la Coalición Cívica. Mientras que la única del PRO que tomó la palabra fue Silvia Lospennato.

“El respeto que se ha ganado de todos nosotros es el mayor triunfo que va a acumular en su carrera política”, manifestó Lospennato, a quien también se la vio emocionada.

Por su parte, jefes de todos los bloques opositores pidieron la palabra para despedir a Monzó y tuvieron palabras de reconocimiento.

Queremos reconocer en el compañero Emilio Monzó una persona de palabra y de valores. Este país se podría haber ahorrado momentos difíciles si el diálogo con Monzó pregonaba se hubiese escuchado“, expresó el salteño Pablo Kosiner (Bloque Justicialista).

También, habló el jefe del bloque Frente para la Victoria-PJ Agustín Rossi: “Uno se tiene que sentir un privilegiado, somos 257 de 40 millones de argentinos. He visto todo tipo de diputados. Me quedo con los diputados que trabajan”.

Y agregó: “El Congreso hace que uno termine reconociéndose en el otro. Alguna vez pensé que entre las tareas que tenía que tener el presidente del bloque oficialista es cuidar a los presidentes de los bloques opositores, porque desde ahí se construyen acuerdos”.




Comentarios