El joven de 22 años volvía de hacer un reparto cuando se cruzó con los delincuentes que estaban saliendo del local.


Eduardo Matta, de 22 años, está en estado de coma luego de que delincuentes le dispararan en la cara durante un asalto a la rotisería en la que trabajaba.

Todo ocurrió cuando una pareja de ladrones entró en el local ubicado en la esquina de avenida Calle Real e Iturri, en el partido bonaerense de Merlo, y amenazaron al dueño. De esa manera se apoderaron de 4 mil pesos que había en la caja.

Sin embargo, antes de escapar, le dispararon en el rostro a Matta, quien había empezado a trabajar en el lugar hacía cuatro meses.

“Yo estaba preparando la comida dentro de la cocina, cuando escuché al dueño del local gritar ‘llevate todo, llevate todo’. En ese momento, me acerqué al mostrador y vi cómo un hombre lo amenazaba a mano armada pidiéndole la plata de la caja registradora. Mientras, una mujer con un cuchillo en su mano, se encargaba de vigilar que nadie se interponga en la situación“, dijo otro de los empleados.

Eduardo Matta, de 22 años, está en estado de coma luego de que delincuentes le dispararan en la cara durante un asalto a la rotisería en la que trabajaba.

Matta volvía de hacer un reparto cuando se encontró con los ladrones en fuga, quienes le dispararon. Ahora, el joven se encuentra en coma inducido e internado en el hospital Eva Perón.

Hasta el momento, los delincuentes no fueron detenidos. Al momento del asalto, tenían el rostro cubierto con cascos y la moto en la que se movieron no tenía patente.

“Mi hijo está muy mal, luchando por su vida. Está completamente inconsciente, en estado reservado y en coma inducido. Trabajaba en ese lugar hace cuatro meses y, aunque ya había presenciado varios robos, nunca pensé que iba a pasar algo tan grave como lo que ocurrió ahora”, dijo a Crónica su mamá, Norma.




Comentarios