Al jefe de Gobierno porteño le bajó la presión y se refirió al episodio en las redes sociales.


El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, se descompensó durante la homilía que realizó el arzobispo Mario Poli en la Catedral porteña por el 25 de Mayo.

Al mandatario porteño le bajó la presión durante la celebración religiosa y prefirió retirarse para descansar en su casa.

Rodríguez Larreta explicó la situación a través de redes sociales: “Anoche tuve fiebre, hoy me bajó la presión en el tedeum y me fui a casa”.






Comentarios