Moose es un labrador de tres años que, gracias a la ayuda de una ONG, pronto volverá a tener una familia.


El amor y la incondicionalidad de los perros no tiene límites. Así lo demuestra, como muchas otras, la historia de Moose, la adorable mascota que pasó varios días en un hospital esperando el regreso de su amigo y amo, que ya falleció.

Moose junto a la cama de su dueño y amigo (Web)

La emotiva foto de Moose junto a la cama de su dueño fue tomada en un hospital de Nueva Jersey, en Estados Unidos. Una ONG la compartió para encontrarle un nuevo hogar a este labrador de tres años.

Afortunadamente la imagen de Moose llegó a corazón de muchos, ya que en pocos días la ONG recibió cientos de solicitudes para darle una casa al labrador.

La publicación completa de la ONG (Captura)

Está tomando la pérdida de su padre bastante duro. Por favor, ayuda a Moose a encontrar un nuevo hogar y una familia que pueda amar. Es un chico dulce y feliz por naturaleza. Solo necesita que la gente ayude a sanar su corazón “, publicó NorthStar Pet Rescue en Facebook, junto a la tierna imagen.






Comentarios