El Presidente inauguró otro tramo de la reparación y ampliación de la Ruta 7, junto a Vidal y Dietrich. Y pidió a los ciudadanos que sigan apoyando a su Gobierno.  


El presidente Mauricio Macri defendió este lunes la gestión de su gobierno en el desarrollo de las obras públicas, al asegurar que cada inauguración “no es relato ni sarasa” sino una mejora “real” para la infraestructura del país.

Así, el jefe de Estado diferenció a su administración de los tres gobiernos kirchneristas precedentes y señaló que las obras públicas ahora “cuestan hasta un 40% menos” que años atrás, a pesar de una inflación que en la actualidad está en el récord desde 1991.

Macri realizó este lunes en el partido bonaerense de San Andrés de Giles una recorrida sobre un nuevo tramo de la autopista de la Ruta Nacional 7, junto a la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, y al ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich.

En tono de campaña, el candidato a la reelección destacó que la Ruta 7 es “muy importante” porque conecta a Buenos Aires con Chile, por lo que es relevante para el comercio, el turismo y para la producción agroganadera.

“Hace décadas que reclamaban por esta obra. Las rutas habían quedado en medio de todas las ciudades y eso trae muchos problemas. Esta ruta es real, no es relato, no es sarasa, esto está hecho, esto está hecho”, insistió el Presiente.

Rodeado de unas cien personas, entre funcionarios, vecinos, obreros y militantes, Macri dijo que “el pavimento puede ser frío, rugoso, áspero”, pero aclaró que la inauguración “no es fría” porque representa “mucho más que esta obra: supimos volvernos a escuchar”.

El presidente Mauricio Macri, durante la inauguración de un nuevto tramo de la ruta 7 en San Andrés de Giles. (Presidencia)

Asimismo, dijo que la inauguración pone en valor lo que es la política, que tiene que estar para “cuidar a la gente”. Y en tercer lugar indicó que la obra inaugurada demuestra lo que pueden hacer los argentinos si son capaces de trabajar juntos.

“Este no es un hecho aislado. Está pasando en todo el país. Todos los días estamos inaugurando obras en todo el país. Ya terminamos 7.600 kilómetros entre autopistas y rutas. Y tenemos 13.480 kilómetros en construcción. Esto es más que en los últimos 65 años”, dijo.

Macri consideró que la conectividad no sólo aporta seguridad sino también generación de empleos, por lo que el Gobierno –indicó- está invirtiendo también en ferrocarriles, en puertos y aeropuertos.

“Por eso estamos reclamando que todos los que trabajan en la cadena de logística lo hagan respetando a los demás, no queriendo abusar ni sacar privilegios a partir de que los demás se queden sin trabajo”, dijo Macri.

En ese sentido, agregó que “es importante” entender que cada obra que se termina “nos reafirma” que “el camino tomado es el correcto, que por acá hay futuro, que por acá todos los argentinos vamos a tener oportunidad de progresar, hayamos nacido donde hayamos nacido”.

El presidente Mauricio Macri, durante la inauguración de un nuevto tramo de la ruta 7 en San Andrés de Giles. (Presidencia)

Destacó en ese sentido el “proceso de transparencia y de diálogo” en el que administra Cambiemos, lo cual –sostuvo- queda demostrado en que las “obras empiezan y terminan en las fechas prometidas”.

“Gracias al equipo de Dietrich, estas obras han costado 40% menos que en el Gobierno anterior, y esto es bueno porque nos da más recursos”, dijo.

El presidente Mauricio Macri, durante la inauguración de un nuevto tramo de la ruta 7 en San Andrés de Giles. (Presidencia)

Y se despidió: “Hemos comenzado un camino. Que lleve más tiempo y que cueste no significa que no lo estamos haciendo. Significa que va en serio, que esta vez es de verdad, que estamos generando sobre bases sólidas y bien hechas un futuro para todos estos chicos que hoy también nos acompañan. Sigamos trabajando que por este camino hay mucho futuro. Y si se puede, claro que se puede”.

Por la corresponsalía de Buenos Aires.





Comentarios