Durante la edición junior del torneo inglés, Nalbandian no se presentó a la semifinal por estar enviando un e-mail.


Era 1999 cuando David Nalbandian perdió la semifinal del Wimbledon Junior por withdraw, es decir por “retiro”. Había pasado el tiempo de tolerancia establecido por reglamento, así que consagraron como finalista a Jürgen Melzer.

Según un artículo publicado por el diario LA NACIÓN, esa no fue la intensión del Rey David. En realidad no se presentó por una insólita razón: estaba enviando un e-mail.

David Nalbandian (Foto: Nueva Prensa Libre)

A los 17 años, un platinado David Nalbandian era una de las grandes promesas del tenis argentino. Había participado exitosamente en los torneos junior de Us Open y Roland GarrosEn el primero se quedó con el título tras superar a un desconocido Roger Federer. En el segundo, perdió la final con su compatriota Guillermo Coria.

El unquillense atravesaba un camino repleto de triunfos, pero todo cambió en el tradicional torneo de Wimbledon . Allí, vestido de blanco, no llegó al All England Lawn Tennis & Croquet Club para disputar su semifinal de singles. 

All England Lawn Tennis Club (Foto: Wimbledon Village)

El día del encuentro, David tuvo una conversación con Gustavo Luza, entrenador de la Escuela Nacional de la Asociación Argentina de Tenis, y el encargado de acompañarlo a él y al “El Mago” en la gira.

Según narró Luza a LA NACIÓN, este le advirtió que el partido era a las 15 hs y que debía quedarse en el vestuario a esperar a que lo llamaran. Pero el joven rey estaba seguro que la semifinal se disputaría a las 15:30 hs, así que se fue tranquilo a disfrutar de ese tiempo libre que tenia a disposición. O que él creía que tenia.

Pasada las 15 hs, y a través de un altavoz, se escuchó la misma frase por todo el All England Club: “David Nalbandian, presentarse en la cancha para su partido semifinal”. Nunca asistió.

¿Dónde estaba? Enviando un correo. A finales del siglo XX, para mandar un e-mail, había que hacerlo desde un stand de IBM. En este caso, el puesto se encontraba fuera del club, cruzando la calle. Hasta ese lugar no llegó la voz.

David Nalbandian y Guillermo Coria en sus años de tenistas junior (Foto: Instagram @guillermocoriaok)

David volvió al club a las 15:25 hs. Allí recibió la noticia de que había perdido el partido contra el austríaco Jürgen Melzer por withdraw. El tenista argentino estaba seguro que el personal del torneo le había dicho que era a las y media, pero resultó ser un malentendido idiomático.

“Entendió half past three” (media hora después de las 3) cuando en realidad le habían dicho “five past three” (cinco minutos después de las 3)”. 

Gustavo Luza al diario LA NACIÓN.

Alan Mills, director del torneo, le manifestó a Luza que si el entrenador de Melzer accedía, podría disputarse la semifinal. Nunca se jugó.

Pero la participación en Wimbledon tuvo su lado dulce. Junto a Guillermo Coria ganó el torneo inglés en dobles, derrotando a Todor Enev y  Jarkko Nieminen por 7-5 y 6-4.

Volvieron triunfantes de la Catedral, pero sin duda, la anécdota del email será imposible de olvidar.






Comentarios