La concejal de la UCR, Genoveva Molinari, invitó a los políticos del plano local a sumarse a la reducción salarial.


Ante la situación económica que atraviesa el país, la concejal de Viedma, Genoveva Molinari, propuso bajar los sueldos de los políticos y funcionarios locales para destinarlo a políticas y beneficios sociales de la Municipalidad capitalina. 

“Propuse la baja de los sueldos de los concejales en un piso del cinco por ciento, y con el dinero recaudado, crear un fondo especial para contribuir a profundizar las políticas y beneficios sociales“, detalla en su cuenta de Facebook la edil de la UCR.

Si bien su propuesta apunta a los Concejales, invitó a el resto de los políticos de la ciudad a que se sumen: “Desde el intendente y sus funcionarios, los concejales, funcionarios del parlamento, integrantes del Tribunal de Cuentas, de la Junta Electoral, la Fiscalía y el Juzgado de Faltas“, detalló.

Este descuento se aplicaría al básico y a los distintos componentes del salario. Si este proyecto es apoyado por todas las figuras políticas, se estima que el Municipio ahorrará cerca de 2 millones de pesos al año, según informa VDMNoticias. Este dinero será destinado exclusivamente a fortalecer las políticas que la Municipalidad destina al Desarrollo Social.

Me he expresado siempre en contra de los ajustes que se pretenden efectuar sobre derechos consagrados y los que menos tienen, pero no alcanza solo con alzar la voz”, señaló la edil que integra la alianza Cambiemos y remarcó: “Quienes tenemos cargos de responsabilidad, y sobre todo, aquellos que ocupamos esos cargos por imperio de la voluntad popular, tenemos que asumir con más rapidez los costos del ajuste”.

Además de invitar a sus colegas de Viedma, la Concejal amplió la invitación al Poder Ejecutivo Provincial y a la Legislatura de Río Negro. “La clase política debe dar el ejemplo, y evitar utilizar solamente la voz y la pluma para cuestionar y denunciar, llevándose más de medio millón de pesos al bolsillo, entre sueldos y viáticos, por mes”, concluyó Molinari.




Comentarios