Lucas Palavecino, de 21 años, murió en medio de un enfrentamiento entre dos familias de la zona que mantenían un conflicto entre sí.


Este miércoles, el Jefe de Policía, Manuel Bernachi, confirmó que uno de los sospechosos de asesinar a un joven el pasado viernes en el Barrio Nicolás III de la localidad de Cebil Redondo, en Yerba Buena, se entregó por voluntad propia este miércoles en una dependencia policial.

Lucas Palavecino, de 21 años, murió luego de un violento enfrentamiento entre dos familias de la zona que mantenían un conflicto entre sí. Personal policial de la Unidad Regional Norte identificó ese mismo día a tres sujetos que habrían sido responsables del hecho.

“Dos de esas tres personas fueron aprehendidas instantes después del crimen, pero uno continuaba prófugo hasta hoy”, señaló Bernachi.

Ante esto, el presunto participante del hecho se presentó en la Comisaría Sexta, confesando ser el “autor material del homicidio”. Por su parte, el Jefe de la División Homicidios, Jorge Dib, confirmó que se trataba del joven que era buscado por el asesinato y que pesaba sobre él un pedido de detención.

El sospechoso, de 22 años, quedó en calidad de detenido y será presentado ante la Justicia, en las próximas horas.





Comentarios