El fallecimiento del "chulo" Rivoira conmocionó a la entidad de Atlético Tucumán y han querido recordar al entrenador de la mejor manera.


Héctor Rivoira falleció el pasado miércoles 14 de agosto, luego de luchar contra un cáncer en los últimos meses, por eso el plantel, salió al campo de juego luciendo un brazalete negro, en memoria al entrenador que hizo ascender a primera división por primera vez en la historia del club.

“Hasta siempre, Chulo”es el mensaje homenaje, que utilizó Atlético Tucumán en el banner que sostenían los jugadores en el momento de la foto grupal, antes de comenzar el partido.

Cuando empezó el encuentro entre Atlético Tucumán y Godoy Cruz, en el minuto nueve de partido llegó el homenaje de los hinchas, al grito de “Olé, olé, olé, Chulo, Chulo”, la ovación de todo el estadio, en relación con el Torneo de la Primera B Nacional que logro salir campeón con el primer equipo del año 2009.

En el entretiempo, la directiva del club entró al campo de juego y con un drone que sostenía una bandera con la imagen del entrenador recordando su legado, mientras que en un cartel decía, “Eternamente gracias”.





Comentarios