La ministra no ahorró adjetivos para descalificar al falso abogado y desmentir su nexo con el Gobierno nacional.


Al día siguiente de la presentación del juez federal Alejo Ramos Padilla en el Congreso, Patricia Bullrich reiteró que Marcelo D’Alessio nunca trabajó con el Ministerio de Seguridad de la Nación y contó que tras el único encuentro que tuvieron se dio cuenta de que “está chapa”.

Sobre la referencia del magistrado en cuanto al pedido del falso abogado para que la llamaran cuando lo arrestaron, la funcionaria opinó: “A mí me pueden detener y puedo pedir que venga Trump; es poco serio”.

En el marco de una conferencia de prensa en la ciudad de Santa Fe, la dirigente de Cambiemos admitió que recibió al acusado “al principio de la gestión” y que en la entrevista estuvo Martín Verrier, encargado del área de Lucha contra el Narcotráfico.

“Habló de metanfetaminas y planteó fórmulas”, recordó Bullrich. Sin embargo, contó que el subsecretario de la cartera fue contundente y le dijo al final del cónclave: “Ministra, es un trucho. De Google no pasó“.

La ministra agregó que a la luz de las denuncias actuales recibió un llamado de Federico Villena, juez federal de Lomas de Zamora. En esa charla, el magistrado aludió a una comunicación previa vinculada a la causa por lavado de activos en la que está implicado D’Alessio y le dijo: “Hace un año la llamé y le pregunté por él. Usted me dijo no sólo que no trabaja (en el ministerio) sino que además está chapa”.






Comentarios