Se trata de familias de los departamentos 9 de Julio y General Obligado.


El mejoramiento de las condiciones climáticas de los últimos días permitió aliviar la situación en el norte provincial, sin embargo hay un nuevo alerta por tormentas.

Durante el fin de semana, el número de evacuados disminuyó de 459 a 219 y este miércoles se contabilizaban 179 personas fuera de sus hogares.

Se trata de vecinos de los departamentos 9 de Julio y General Obligado, los más afectados por la crisis hídrica. En Villa Minetti, luego de que la defensa cediera y el agua inundara el 85% de la localidad, sólo quedan 21 personas alojadas en centros de emergencia.

Frigerio y Lifschitz recorrieron el norte santafesino para evaluar la situación de los inundados

La situación más complicada se registra en Reconquista, que tiene aún 115 fuera de sus hogares. En El Nochero los evacuados son 20, en Florencia 13 y en San Bernardo 10, mientras que en Tostado y Santa Margarita ya volvieron a sus casas.

Sin embargo, un nuevo alerta meteorológico por tormentas fuertes e intensas lluvia preocupa a la provincia. El fenómeno tiene dentro de su área de cobertura a los departamentos Garay, La Capital, Las Colonias, San Cristóbal, San Javier, San Justo y Vera.






Comentarios