La banda santafesina levantó una ovación en Asunción. Luis Fonsi fue el encargado de cerrar el show.


Los Palmeras la rompieron la fiesta previa a la final de la Copa Sudamericana, a la que acudieron de traje rojo y camisa negra para alentar a su querido Colón de Santa Fe que enfrenta a Independiente del Valle.

La banda de cumbia santafesina tocó “El bombón asesino” y “El Parrandero”, en el estadio la Nueva Olla que se vio colmado de hinchas sabaleros que no pararon de cantar.

Luego fue el turno del puertorriqueño Luis Fonsi, que entonó sus temas más populares. La fiesta de la final única fue un éxito y sirvió para relajar un poco las tensiones antes de que empezara a rodar la pelota.




Comentarios