Con las fiestas casi entre nosotros, es hora de hacer algunos aportes al césped para que luzca espléndido en estos días especiales que se avecinan. Con estos tips inmejorables, vas a tener un jardín hermoso para recibir el 2021. ¿Por dónde empezamos?

  • Reforzá el crecimiento del césped con un poco de fertilizante rico en nitrógeno, que activará el crecimiento y lo dotará de un color verde intenso.
  • Una opción óptima para este propósito es la urea, un fertilizante nitrogenado que puede comprarse en cualquier vivero.
  • Al esparcirla, utilizá la mitad de la dosis que recomienda el prospecto del producto, regando muy bien antes y durante las dos semanas posteriores a la aplicación; y si todo anduvo bien, aplicá el resto de la dosis indicada y seguí regando bien.
  • ¡Atención! Nunca pongas más urea de la sugerida, porque podría provocar una sobredosis en el césped y matarlo.
  • Luego de la fertilización, cortá el césped alto –a 4 cm del suelo– para disminuir su velocidad de crecimiento.
  • Barré muy bien para sacar el pasto cortado, ya que podría generar hongos a futuro.

+ TIPS POR REGIONES

  • Norte + Viruela del pimiento: Rociá semanalmente las plantas de pimientos con el agua del hervor de las papas (una vez fría). Así podrás prevenir la formación y propagación de un hongo típico de esta época, denominado popularmente “viruela del pimiento”.
  • Centro + Poco riego para los hibiscos: Disminuí al mínimo el riego de los hibiscos (rosa china). Regá solo cuando el suelo esté seco o cuando la planta luzca un poquito caída por falta de agua. En esta época, si los regás de más, abortarán la floración y se llenarán de hojas, pero sin sus preciosas flores.
  • Patagonia + La estrella del arbolito: Si vas a armar el pino navideño en el patio, no pongas aún la estrella de Belén en la punta del pino: con su peso, un viento fuerte podría quebrar el ápice de crecimiento, y el pino nunca tendrá buena forma. En tal caso, podés atar el adorno a un palo simulando la punta.
Aprovechemos estos días para ocuparnos de los detalles del jardín y que luzca espléndido en las noches de Navidad y Año Nuevo.Dasha Petrenko

Consultas de lectores

Jorgelina y Luis, de Paraná, Entre Ríos, tienen un limonero “de cuatro estaciones” y un naranjo “de ombligo”, cuyos frutos tienen la cáscara partida y se caen. Les dijeron que era falta de agua, pero aún aumentando el riego notoriamente sigue ocurriendo.

Grimoldi: Jorgelina y Luis, el diagnóstico es correcto, pero sucede que la planta recibió toda el agua de golpe mientras el fruto estaba madurando, y esto provocó lo que describen. Para que no ocurra, comiencen con los riesgos cuando los frutos son pequeños, así se hidratarán temprano y no estarán tan ávidos al final de ciclo; sino absorben de más y se quiebran.

Si nuestro limonero no crece adecuadamente, verifiquemos el lugar donde está plantado y si llegan hasta él el sol y el viento, indispensables para su sanidad. Marco Ossino

María Morena Villarreal tiene un árbol de mandarinas que se está secando y desconoce la causa. Viven cerca de industrias aceiteras, que suelen largar un polvillo amarillo.

Grimoldi: María, por lo que veo en la fotografía tu árbol padece una enfermedad virósica denominada técnicamente “psorosis de los cítricos” (CPsV), que no tiene cura para un aficionado y menos siendo una planta tan vieja. En unos años morirá indefectiblemente. Luego de que esto ocurra, sugiero no colocar otro citrus en el mismo lugar, para que no se contagie esta enfermedad.

Enriqueta, de la Ciudad de Mendoza, cuenta que al regar su árbol de alcanfor, salieron flotando de la tierra cientos de pequeñísimos gusanos o larvas de color blanco amarillento. Adjunta fotos y consulta la causa.

Grimoldi: Sí, Enriqueta, son larvas de termitas, de una especie introducida de Chile que roe las raíces de los árboles. Se controlan con cualquier hormiguicida en polvo (se venden en viveros) y regando el suelo para disolverlo. Pero ojo, que son productos de alta toxicidad para el ser humano.

Renata, de Gualeguaychú, Entre Ríos, consulta qué puede estar pasándole a su limonero, que no crece mucho. Lo tiene desde hace dos años y desde el comienzo ha notado que las hojas van creciendo enrolladas y dobladas

Grimoldi: Renata, tu limonero no crece y vive afectado por plagas por un simple motivo: tal como se ve en la foto, está plantado en un rincón estrecho en donde el suelo no es bueno, ya que está en cercanía de paredes y la cal de los cimientos es letal para este tipo de plantas. Además, casi no recibe sol y viento, indispensables para un crecimiento sano. Te sugiero que el próximo otoño la cambies a un lugar más soleado y con mejor calidad de tierra, y verás lo bien que se recompone.

*Especialista en Jardinería de revista Rumbos. Contenido exclusivo de Rumbos.