La mujer adquirió la prenda en una tienda online y al intentar probársela notó algo indignante, que denunció con una hilarante publicación en Twitter.


Comprar ropa de forma virtual tiene sus ventajas y sus desventajas. Por un lado, es posible recorrer la tienda desde la comodidad de un sillón, elegir lo que más nos guste y recibirlo en nuestro domicilio. Por el otro, no hay forma de probarse las prendas y puede terminar pasándonos algo similar a lo que le ocurrió a la pobre Phoebe Buchan.

Esta joven, de 19 años, se volvió viral en Twitter después de denunciar a una marca que le envió un vestido que había comprado de forma online y no resultó como esperaba.

Phoebe es oriunda de Gorleston (Reino Unido) e ingresó a la tienda virtual de la marca I saw it first a fin de conseguir un vestido. Escogió el modelo que más le gustó, eligió el talle, lo abonó y esperó el tiempo estipulado para poder tenerlo entre sus manos.

“Este vestido me llegó hace dos días con un rasgón en el cuello. La verdad, no me sorprende, teniendo en cuenta que el segundo vestido que pedí me llegó así. ¿Cómo narices puede ponerse esto alguien con cabeza? Ya me han arruinado el look para el fin de semana. Por favor, utilicen un pomelo como referencia para las tallas”, sentenció junto a tres fotos en las que dejaba en evidencia que la prenda no pasaba por su cabeza y que el orificio superior tenía el tamaño de un pomelo.

Compró un vestido por internet y denunció que está hecho para “cabezas de pomelo” (Foto: Twitter)

Al día siguiente, el fabricante le respondió en Twitter: “Hola, Phoebe, ¿qué tal estás? Soy Annabelle, del equipo de Atención al Cliente. Nos alegraría mucho ayudarte con esto. Por favor, envíanos un mensaje privado con una breve explicación, tu número de pedido, nombre completo y dirección para que podamos examinar el problema”.

La marca que le vendió el vestido a la mujer se disculpó e intentó solucionar el problema (Foto: Twitter)

Lo cierto, es que a partir de estas publicaciones la joven no publicó el desenlace y varios medios locales como el Daily Mail o Metro, intentaron contactar a la marca, pero no obtuvieron respuesta.

¿Alguna vez te pasó algo similar?

(Foto: Twitter)

(Foto: Twitter)





Comentarios