Puch abrió el marcador a los 28 minutos del primer tiempo, y Vergara lo igualó sobre la hora. En la adición, Aued marcó de penal.


Cuando parecía que Central se traía un valioso punto de Santiago, un tonto penal del juvenil Facundo Rizzi lo dejó con las manos vacías. La Universidad Católica lo derrotó 2 a 1 en la segunda fecha de la Copa Libertadores.

El canalla se vio golpeado de entrada con la lesión de Oscar Cabezas, que obligó a Paulo Ferrari a mandar a la cancha a Alfonso Parot, quien venía de una lesión.

En tiempo de descuento, Central cayó 2 a 1 ante Universidad Católica. (Photo by MARTIN BERNETTI / AFP)

Poco a poco el local se fue haciendo dueño de la pelota de las mejores jugadas, sin embargo siempre encontró a un seguro Jeremías Ledesma. Pero a los 28 minutos, un pelotazo largo fue peinado infructuosamente por Miguel Barbieri que habilitó a Edson Puch. El atacante se metió en el área y definió ante la salida del arquero.

Con la ventaja para el local, se fueron al descanso. Con Claudio Riaño como único punta, Central carecía de peso ofensivo y debía salir a buscar el partido. Por eso a los 15 minutos del complemento el DT dispuso el ingreso de Fernando Zampedri. Y a partir de allí el auriazul empezó a llegar más.

En tiempo de descuento, Central cayó 2 a 1 ante Universidad Católica. EFE/Alberto Valdés

Pero tuvo que esperar hasta el minuto ’90, para llegar a la igualdad. Fabián Rinaudo puso una gran habilitación para que Duván Vergara marcara cruzando el remate.

El canalla saboreaba el empate, pero entonces Rizzi cometió un foul infantil dentro del área y el árbitro pitó penal. Aued definió muy bien y dejó los tres puntos en Chile.

En tiempo de descuento, Central cayó 2 a 1 ante Universidad Católica (Photo by MARTIN BERNETTI / AFP)









Comentarios