Las víctimas tienen un vínculo familiar con el abusador. Una de ellas quedó parapléjica. 


La Justicia condenó a 39 años de prisión a un hombre acusado de violar a dos mujeres y tratar de matar a una de ellas.

La fiscal Alejandra Raigal, de la Unidad Fiscal de Delitos Sexuales, había acusado formalmente a Mario Ruben C., de 39 años, por haber realizado en un número indeterminado de veces hechos de abuso sexual cuyas víctimas son dos jóvenes con quien tiene un vinculo familiar.

También se lo había imputó de haberle disparado con un revólver calibre 38 en el cuello a una de las jóvenes dejándola parapléjica.

El tribunal a cargo del debate integrado por los jueces de primera instancia Pablo Lanzon, Maria Chiabrera y Facundo Becerra condenó a Ruben C. a 39 años de prisión efectiva por el delito de abuso sexual con acceso carnal doblemente agravado por haber sido cometido por un ascendiente y contra un menor de 18 años aprovechando la situación de convivencia pre existente; abuso sexual con acceso carnal agravado; tentativa de homicidio agravada por el uso de arma de fuego; y tenencia ilegitima de arma de fuego.






Comentarios