Andrea Bejarán militó en la campaña del PJ luego de perder las Paso y un mes más tarde la despidieron.


Una ex precandidata en las últimas elecciones provinciales denunció que este viernes la despidieron de la Comuna de Empalme Villa Constitución. A partir del episodio, el Partido Justicialista (PJ) de Santa Fe advirtió que la dirigente perdió su trabajo por competir como opositora a la actual gestión.

La cuestión escaló a lo largo del fin de semana largo y, a poco de cumplirse un mes de los comicios generales, derivó este miércoles en un comunicado que consideró “lamentable y tristemente bochornoso” el episodio. La protagonista es Andrea Bejaran, quien se desempeñó en diferentes cargos a nivel local durante los últimos nueve años.

“Desde el Consejo Ejecutivo Provincial repudiamos la persecución política y exigimos la reincorporación”, reclamaron las autoridades partidarias luego de enterarse de lo ocurrido en la localidad vecina a la cabecera del departamento Constitución.

Bejaran ni siquiera llegó a competir en las elecciones del 16 de junio con el presidente comunal Raúl Ballejos. En abril, la precandidata había perdido por amplia diferencia en la interna con Roberto Ávila, pero luego se alineó a la hora de militar a favor del peronismo y ambos recibieron el apoyo del futuro gobernador Omar Perotti en la recta final de la campaña.

La oposición estuvo lejos de disputar la conducción a nivel local con el Frente Progresista, pero la historia sumó un nuevo capítulo después del escrutinio definitivo. La semana pasada, la dirigente peronista fue a cobrar y se enteró que la habían echado. Sin acceso a su única fuente laboral, desde el PJ remarcaron que se trató de un acto “elemento discriminatorio y cercenador” de su derecho a trabajar.






Comentarios