Se trata de una ONG de Obispo Trejo, que unieron esa localidad con Chalacea, dos pueblos del departamento Río Primero.


El grupo se formó el 11 de junio de 2017, por iniciativa del ingeniero agrónomo Mauricio Gudiño, integrante de la organización, quien ya venía realizando plantaciones en distintos lugares. Al comentarle su trabajo a Roberto Gaido, otro vecino de Obispo Trejo, surgió la posibilidad de reunirse, agruparse y ver qué pasaba.

Sembrando Esperanzas

Hoy el grupo está integrado por 12 personas: Mauricio Gudiño, Roberto Gaido, Claudio Dadone, Iván Molina, Mirta Medina, Javier Gómez, Ramona Almada, Teresa Palacios, Graciela Ocaña, Marian Cristante, Mónica Moyano y Nadir Zárate, quienes comparten la pasión por el medio ambiente y destinan sus fines de semana en acciones concretas a favor del mismo.

Sembrando Esperanzas

En estos dos años, se han llevado a cabo distintas acciones, una de las más importantes fue la plantación de 500 álamos plateados con riego, sobre la Ruta 17 hacia el este (de Obispo Trejo), y de 150 sin riego que no prosperaron.

Sembrando Esperanzas

También se realizó la limpieza de un ingreso al pueblo, de calles y de distintos sectores, con la ayuda de los scouts y de otras instituciones que colaboran de manera desinteresada en cada iniciativa del grupo.

Sembrando Esperanzas

La ONG creó un parque en el predio del ferrocarril que lleva el nombre del grupo: “Sembrando Esperanzas”, con especies autóctonas, faltando solo la declaración municipal.

Realizaron la forestación urbana de distintas arterias del pueblo, y crearon un invernadero en el colegio agrotécnico del pueblo.

El grupo además brinda charlas informativas y de concientización en los distintos colegios de la zona adonde sean invitados.

Sembrando Esperanzas

La última acción, y la que más relevancia tuvo, fue la que unió Obispo Trejo con Chalacea, con la plantación de más de 1200 algarrobos, dispuestos a lo largo de 11 kilómetros con una distancia entre ellos de 11 metros.

La plantación llevó más de dos meses de trabajo y se completó a principios del mes de septiembre.

Sembrando Esperanzas

Apenas terminada esta acción, Sembrando Esperanzas ya piensa en su próximo paso que incluirá “la reforestación de la ruta 17 hacia el este, el mantenimiento del Parque y la continuación de tareas de limpieza de distintos sectores, tratando de brindar más charlas a distintas instituciones de la región”, expresó Claudio.




Comentarios