La intendente electa de Río Primero informó que una gastroenteróloga de la ciudad de Córdoba será la nueva secretaria de Salud municipal a partir del 10 de diciembre, fundamentando que los médicos del pueblo ya tienen sus actividades.


En una entrevista radial, la intendente electa de Río Primero, Cristina Cravero, informó que “ya tenemos a la directora del Centro de Salud”, y si bien no dijo el nombre de la profesional, agregó que es de la ciudad de Córdoba, por lo que “vendría a vivir acá”, e informó que se trata de una gastroenteróloga y emergentóloga.

Consultada sobre el nombre de la médica, Cravero sostuvo que “no quiero dar todavía el nombre porque sino después van a querer saber el nombre de todos mis funcionarios y no lo quiero decir por ahora”, declaró fundamentando: “Si la gente ha confiado en mí, tiene que confiar en las personas que yo voy a poner”.

“Yo no voy a arriesgar mi imagen por cada uno de los funcionarios que pongo”, afirmó la mandataria electa.

Cravero también hizo mención a las reuniones a las que han convocado a distintos profesionales médicos locales, destacando la colaboración del Dr Juárez, y se refirió al futuro de las prestaciones en el Centro de Salud: “Tenemos que fortalecer lo que no está fortalecido con injerencia en la salud primaria. Para avanzar tenemos que dejar muy bien aceitada la salud primaria para poder crecer porque sino no hacemos ni una cosa ni la otra”.

En ese sentido, Cravero se refirió a las especialidades que actualmente se prestan en el centro asistencial local: “Pediatría va a ser inamovible, pero dentro de la salud primaria el control de la embarazada está a cargo del obstetra, pero no lo tenemos, tenemos ginecólogo, pero el ginecólogo no hace lo que hace el obstetra, por eso se deberán ir modificando, cambiando un especialista por otro, y optimizar”, detalló la funcionaria electa sobre los planes de acción en Salud.

También señaló la posibilidad de trabajar en conjunto con la Provincia a través de consultorios móviles y con atención de especialistas en el Hospital Regional de Villa Santa Rosa, debiendo trasladarse los pacientes hasta la vecina localidad.

Cravero reforzó la idea de “fortalecer lo que tenemos que hacer porque no somos un hospital, somos un centro de salud que ya le cuesta muy mucho mantener a Río Primero. No nos podemos embarcar en querer transformarnos en una clínica o en un hospital si no nos da el cuero”.

“Tenemos que enaceitar la relación con el Hospital de Santa Rosa para no sumar más especialidades que nos generan otros costos”, enfatizó la mandataria electa mientras confirmó que “la atención las 24 horas se seguirá manteniendo”.

Al ser consultada por la razón que los médicos locales no aceptaron la secretaría de Salud, mencionando los altos costos que le implicarán a la profesional designada instalarse en el pueblo considerando el valor de los alquileres, Cravero sostuvo que “no se les propuso porque ya sabíamos que no lo podían ejercer, porque ya tenían otros cargos y no les iban a dar los tiempos”.




Comentarios