Asi lo manifestó el abogado Marco Molero quien representó al gobernador electo en esta investigación referida a su paso como Jefe de Gabinete de la Nación.


El abogado penalista chaqueño Marco Molero expresó en Radio Facundo Quiroga que “había una absoluta tranquilidad de conciencia en Jorge Capitanich y por eso nuestras presentaciones ante cada requerimiento fueron sólidas. Por ello no nos tomó por sorpresa que el juez federal Daniel Rafecas sobreseyera tanto a Capitanich como a Aníbal Fernández, Juan Manuel Abal Medina y otros imputados”. El reconocido especialista en Derecho Penal explicó que “nosotros hablamos desde un inicio en la absoluta inconsistencia de las acusaciones y la nulidad absoluta de las imputaciones, pero hubo un juego muy fuerte para transformar eta causa en un show mediático al cual no nos prestamos en ningún momento”.

Molero recordó que el fallo del juez Rafecas habla “claramente de inexistencia de delito” ante la denuncia presentada por la Procelac por supuesto lavado de activos, que implicaba a quienes habían pasado por la Jefatura de Gabinete y al ex gerente de la empresa Torneos y Competencias Alejandro Burzaco. En esa denuncia, se aludía a una presunta “maniobra delictiva llevada adelante en el marco de las contrataciones entre funcionarios” y la empresa ‘Torneos y Competencias SA” para ocho torneos de fútbol organizados por la Asociación del Fútbol Argentino, entre 2011 y 2013 por un total de 33.050.000 dólares que abonó el Estado Nacional.

“No se aprecia que la maniobra desplegada hubiese estado orientada a generar un perjuicio patrimonial a la administración pública”. Esa fue la expresión en el fallo del juez Rafecas, recordó Molero y luego destacó otro párrafo de los fundamentos, cuando el magistrado destacada que “tampoco se ha advertido que la conducta desplegada haya tenido como meta -con independencia de la inexistencia de daño para el erario público- el beneficio del particular de los ex funcionarios”.

Finalmente, el abogado que representó al actual gobernador electo del Chaco volvió sobre las expresiones del juez: “No se evidencia que (los funcionarios) se hayan salido en ningún momento del marco legal que regula el desempeño de sus roles, a partir de las adquisiciones de los derechos de televisación de los eventos deportivos pues las mismas no son otra cosa que la materialización de decisiones enmarcadas en la normativa legal que regulaba ese ámbito de la gestión de gobierno”. Molero reiteró: “Siempre hubo tranquilidad de conciencia en Capitanich y este fallo simplemente corrobora la certeza de lo que sostuvimos desde un principio”.




Comentarios