La ordenanza vigente rige desde 2015. Ahora no solo se propone elevar los montos, sino también dejarlo atado a la polinómica que actualiza la Tasa 2 veces por año.


El Concejo Municipal comienza a debatir un proyecto elevado por el Departamento Ejecutivo que promete mucha polémica. Al punto tal que la oposición ya comienza a barajar alternativas a lo presentado. Se trata de la ordenanza que determina los límites a partir de los cuales, el Municipio puede comprar directamente, pedir hasta 3 presupuestos, hacer licitaciones privadas o públicas.

La ordenanza vigente lleva el número 4.756, Fue aprobada en agosto de 2015. Allí se determina que, hasta un monto de $70.000, se puede hacer una compra directa. Desde esa cifra hasta $320.000, se podrá comprar directamente, pero se debrerán contemplar 3 presupuestos como mínimo. De allí hasta $1.150.000, se deben hacer licitaciones privadas, concursos o bien, si se supera esa cifra, se deberán hacer licitaciones pública.

S215046.Modificacion Sistema de Contratacion by Via País on Scribd

Ahora no solo hay un aumento, sino que -al igual que sucediera con la Tasa General de Inmuebles- se le quita la posibilidad al Concejo de tener un debate político sobre esta cuestión técnica y económica. Es que no sólo se actualizan los montos, sino que quedan fijados en UCM (Unidad de Cuenta Municipal). Hasta hace un par de años, había una “convertibilidad”: un peso era igual que una UCM.

Desde diciembre de 2017 “se devaluó” a partir de la aplicación semestralmente de una fórmula polinómica compuesta por los sueldos de los trabajadores (en un 60%), la inflación mayorista (30 por ciento) y el gasoil grado II (10%). Ahora la UCM cuesta 1.74. Y en diciembre, vuelve a aumentar.

El proyecto determina que las compras directas deben costar 71.000 UCM. A precios de hoy, unos 123.540 pesos. Es decir, una suba de 76.48 por ciento. Se pueden comprar directamente pero pidiendo tres presupuestos hasta 237.000 UCM (412.380 pesos, un incremento del 28.86 por ciento). El límite para las licitaciones privadas, pasará a ser de 1.200.000 UCM ($2.088.000, lo que implica un aumento de 74%). Y para más de esa cifra, las licitaciones públicas. 

Posturas encontradas

Obviamente, esto ya generó visiones diferentes en el Concejo Municipal. Es que el oficialismo entiende que de esta forma sostiene la posibilidad de administrar correctamente el Estado local, tal cual como lo vino haciendo y que estas actualizaciones son necesarias porque las últimas se hicieron hace cuatro años. Tal es el caso de Jorge Muriel, quien manifestó en FM Galena la necesidad de que se apruebe esto rápidamente.

Por otra parte, también en declaraciones a FM Galena, Hugo Menossi, uno de los referentes de los concejales de Cambiemos, manifestó la necesidad de aminorar los incrementos. Recordó que, en su momento, Luis Peretti se quejaba que con la compra directa se podía sacar un auto de una concesionaria. “Hoy estamos hablando de una moto“, advirtió. También advirtió que la fuerte incidencia de la cláusula gatillo hace que hoy la fórmula polinómica le haya dado a todos los tributos locales un mayor incremento que la inflación.

“Hoy Rafaela tiene valores superiores a los habilitados para ciudades más grandes, como Rosario o Santa Fe. Desde mi punto, deberíamos dejar los valores actuales“, dijo Menossi. “Es como comparar bananas con peras”, retrucó Muriel. 

El tema no será tratado este jueves. Pero seguramente será tenido en cuenta para las próximas semanas. La polémica está abierta. 




Comentarios