En los establecimientos educativos. Fue aprobado el proyecto de la IVR (IntegraciónVecinalista Rosaleña) en la última sesión del Concejo Deliberante. 


El proyecto manifestaba que, ” ante la problemática que se presenta en los establecimientos educacionales respecto del funcionamiento de los artefactos de gas y también de electricidad, no hay un sistema de control técnico minucioso  respecto del mantenimiento de las instalaciones y/o artefactos  en forma periódica.

Concejal Sadi Gelos

“Respecto del sistema de gas, es factible colocar sensores y válvulas solenoides (electroválvulas) de corte del flujo del gas. Los sensores se deberían instalar en salas de calderas y cocinas principalmente, pudiéndose colocar también en aulas y mediante un cableado eléctrico envían una señal a la válvula solenoide procediendo al corte del suministro de gas”.

“Con este tipo de instalación se podrían evitar incendios o explosiones por fugas de gas, prescindiendo de cualquier acción que debería tomar en forma personal, cualquier directivo o auxiliar del establecimiento”, finalizó Gelós. 






Comentarios