Además vecinos de la ciudad realizarían una marcha en defensa de los agentes separados del cargo.


Separaron a cuatro agentes de la Policía de Misiones por torturar a un detenido con un cinto en Puerto Esperanza. El hecho fue filmado y se compartió por redes sociales, la madre de la víctima contó a través de un programa radial que el hecho ocurrió hace un mes y que su hijo padece de esquizofrenia.

El video trascendió desde ayer a la noche, fuentes oficiales de la Policía dijeron que había pasado en octubre del año pasado. Sin embargo, Delia López, madre del detenido torturado en la comisaría de Puerto Esperanza desmintió la versión oficial. Los apremios ilegales sucedieron hace un mes y su hijo padecería de esquizofrenia.

Delia relató, para Acá te lo Contamos por RadioActiva 100.7, que “mi hijo estaba esposado, le pegaron con un cinto y con una silla, le pusieron una bolsa en la cabeza, le torturaron” y agregó: “En la comisaría me dijeron que le pegaron para sacarle la maña, prefiero que mi hijo quede preso seis meses y no lo golpeen”.

López llegó hoy a Posadas para realizar la denuncia en la Comisión Provincial de Prevensión de la Tortura. “Quiero Justicia para que no le pase a otros chicos  lo que los policías hicieron” pidió la madre de la víctima.

El hijo de López había sido detenido por robar una caja fuerte de un supermercado de la localidad, al respecto la madre admitió que su hijo robaría cosas para cambiarlas por droga. Aún así y dispuesto por ley, ningún detenido puede ser maltratado o torturado por el delito que haya cometido. “Nunca contó lo que le pasó porque tenía miedo”, señaló la madre, según publicó El Territorio.

Marcha a favor de los policías detenidos

Vecinos de la ciudad de Puerto Esperanza al enterarse de que los policías fueron separados de su cargo por maltrato y torturas llamaron a realizar una movilización a favor de los agentes. Se concentrarán a partir de las 18:00 horas frente a la comisaría de la ciudad.

“Son vecinos, amigos, hermanos, compinches y no se merecen que los echen por 5 cintarazos a un chorro que nos vive robando. El gobernador y el ministro de Seguridad tienen que saber que estamos en desacuerdo con su decisión”, explicó la convocatoria realizada por los habitantes del lugar.






Comentarios