"Sí, le pegué una piña, lo admito", dijo uno de ellos, y el otro agregó: "en ningún momento quise matar a nadie".


Luego de una discusión de tránsito, Gonzalo Colombo un joven que viajaba junto a su familia en el auto, quedó internado en grave estado a raíz de la fuerte golpiza que le dieron dos jugadores profesionales de kick boxing. Ante esto, y después de 10 días, los delincuentes hablaron y se mostraron arrepentidos. 

En diálogo con 0221, Ezequiel “El Rey” Reymundo y Leonardo “La Sombra” de Oliveira, los dos peleadores de kick boxing imputados de intentar matar a Gonzalo Colombo, rompieron el silencio y aseguraron que “no hubo intenciones de matar a nadie”. 

Ambos luchadores realizaron sus testimonios y contaron sus versiones sobre el hecho. Tal es así que Reymundo desmiente la versión de Lorena, la esposa de Colombo, y aseguró que él que empezó la pelea fue el joven que terminó internado. Y, que incluso, fue Colombo quien empezó a tocarle bocina a él por no apresurarse cuando el semáforo estaba cambiando de color. 

Sin embargo, Reymundo, en su descargo confesó que le pegó una piña a Colombo y que se arrepiente por lo que hizo. “Pido perdón a su familia y al mismo Gonzalo. Estoy para lo que necesiten”. 

Por su parte, Leonardo “La Sombra” de Oliveira, contó que ellos no estaban prófugos como se decía, sino que que siempre estuvieron a la disposición de la justicia. “Me tuve que terminar haciendo cargo por la denuncia que nos hicieron, estamos a disposición de la Justicia desde el minuto uno”, relató el joven. 

Y luego agregó: “Ojalá se pueda limpiar mi imagen y volver a pelear. Quiero poder estar tranquilo con mi familia y pedir perdón a la familia de Gonzalo”. 

Afortunadamente, luego de nueve días de internación, Gonzalo Colombo recibió el alta médico después de haber entrado al hospital con una fractura de cráneo y otras lesiones de una gravedad.






Comentarios