Se los acusa de sobornar a funcionarios públicos que trabajaron junto al gobierno nacional entre 2003 y 2015.


La causa de “los cuadernos de la corrupción” tiene a ocho empresarios que tienen relación con la ciudad de La Plata están siendo investigados por el posible pago de coimas a funcionarios a cambio de apropiarse de obras públicas en todo el país.

Según informó el portal 0221, la mayoría de los imputados pertenecen al ámbito de la ingeniería y están siendo investigados por el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal N°11 a cargo de Claudio Bonadio.

El Juez Claudio Bonadio está a cargo de la causa.

Gustavo Horacio Dalla Tea, de 63 años de edad, vinculado a la empresa Supercemento S.A.I.C, fue embargado por 900 millones de pesos por los delitos de “asociación ilícita, en calidad de miembro; y cohecho activo, reiterado en 21 hechos, en calidad de partícipe necesario, los cuales concurren realmente entre sí”.

El titular de la empresa Hidraco, el ingeniero civil Roberto Juan Orazi, tiene 66 años y está procesado por el delito de “cohecho activo, reiterado en dieciocho (18) hechos, diecisiete de ellas, en calidad de autor, y la restante, en calidad de coautor”. Está embargado por más de mil millones de pesos.

El empresario platense Pablo José Gutiérrez, de 59 años, está vinculado con su empresa Fontana Nicastro por los delitos de “asociación ilícita, en calidad de miembro; y cohecho activo, reiterado en diez hechos, cinco en calidad de autor, y cinco en calidad de coautor, los cuales concurren realmente entre sí”. Tiene confiscado más de 1200 millones de pesos.

El presidente de la firma Eleprint, Gustavo Alberto Weiss, de 67 años ocupó la titularidad de la Cámara Argentina de la Construcción durante los años 2013 y 2014 y está vinculado con el financista Ernesto Clarens, con la cual se sospecha que acordaba las entregas de dinero ilegal. 

El presidente de la compañía CPC, Ricardo Pablo Fernández está acusado de “asociación ilícita, en calidad de miembro; y cohecho activo, reiterado en once hechos, dos en calidad de autor, y nueve en calidad de coautor, los cuales concurren realmente entre sí”.

Fernando Marchione, vinculado a la empresa Marcalba S.A, fue procesado por “asociación ilícita, en calidad de miembro; y cohecho activo, en calidad de autor, los cuales concurren realmente entre sí”.

Por último, Juan Ángel Bernardo Scaramelli, titular Ecodyma S.A está procesado por “dación de dádivas, reiterado en dos hechos, en calidad de coautor, los cuales concurren realmente entre sí”. Marcelo Juan Scaramellini, su hijo, también está implicado en la causa.

Cristina Kirchner está vinculada a esta causa (web)

La causa judicial está caratulada bajo el nombre de “Fernández, Cristina Elisabet y otros s/ asociación ilícita” y se inició en los primeros meses de 2018.






Comentarios