El pasado fin de semana se realizó un operativo de control de alcoholemia que detectó 27 automovilistas y un motociclista en infracción


“Fue una noche bastante movida”. Con esta frase el director de Tránsito de la Municipalidad de San Pedro de Jujuy, Silvio Aramayo, resumió lo que fue la tarea desplegada el fin de semana último, cuando en ocasión de activar un operativo de control de alcoholemia en calles de esa ciudad “de un total de 140 vehículos que controlamos, 27 (conductores) resultaron positivos” al test.

A la vez, seis vehículos quedaron demorados por falta de documentación, misma medida que se aplicó a una motocicleta, con el agravante de que “el motociclista también salió con un resultado positivo en el test de alcoholemia cuando lo detuvimos”, dijo el funcionario.

Sobre la actitud que asumen los conductores al momento de someterse a estos controles alineados con los alcances de la Ley Tolerancia Cero, Aramayo dijo que se dan casos de “personas que les da positivo el test de alcoholemia y tienen una reacción negativa, pero siempre trabajamos en conjunto con la Policía justamente para evitar este tipo de situaciones”.

Silvio Aramayo, director de Tránsito de la Municipalidad de San Pedro de Jujuy.

En ese mismo sentido, haciendo un pormenorizada descripción del procedimiento Aramayo señaló que “en los operativos se aplica todas las reglamentaciones que la ley exige para que el control sea óptimo” y detalló: “Al detener un vehículo, se pide la documentación (del rodado) y la licencia de conducir. Con el nuevo aparato Alcotest 5000, la persona no tiene necesidad de bajarse del vehículo. Allí se constata si le da negativo o positivo”.

En caso de resultar negativo, “se le hace entrega de la documentación y se retira del lugar”, pero si da positivo, el conductor “debe descender del vehículo y con otro aparato se determina el grado de alcohol que lleva en sangre”.

Una vez confirmado el resultado por los dos controles “el vehículo queda retenido -continuó- y el conductor a la espera de un conductor designado. Esa es la opción que se da, que venga otra persona con licencia para conducir, realice el alcotest, y le dé negativo. Es esa persona la que se hace responsable del vehículo y del conductor que en ese momento no se encuentra en condiciones para manejar”.

Pero “si hasta determinado horario no viene el conductor designado, se procede a la demora del vehículo”.

Puntualizó el funcionario sampedreño que para llevar a cabo estas tareas “estamos utilizando todos los procedimientos que nos exige la ley y eso hace que los operativos sean eficientes” e indicó que “nosotros llevamos un registro de todas las personas a las que controlamos con los diferentes comprobantes que salen del aparato, tanto cuando da positivo como cuando da negativo”.

En el final de la entrevista el director de Tránsito de la Municipalidad de San Pedro de Jujuy afirmó que “los operativos van a continuar”, serán montados “de manera sorpresiva en diferentes horarios y lugares”, por lo que recomendó a los conductores “circular con la cédula (del vehículo), la licencia de conducir y el seguro, que son los documentos que exige la ley para poder circular, y luego dar negativo el test de alcoholemia”, concluyó Aramayo.






Comentarios