Por María Zacco


“Cenizas”, una película ecuatoriana que analiza a una familia en crisis en el marco de la amenaza de un desastre natural, obtuvo el premio ANDES a la Mejor Película de Ficción en el cierre de la quinta edición del Festival Internacional de Cine de las Alturas.

El director, Juan Sebastián Jácome, recibió además 180.000 pesos (unos 3.200 dólares).

La misma suma le fue otorgada al ganador del ANDES al Mejor Documental, que recayó en “La Boya”, del argentino Fernando Spiner, al que el jurado describió como “una experiencia poética, una apuesta visual y sonora, que se mueve desde lo personal a lo comunitario”.

En el mismo apartado, el jurado le otorgó una mención especial a “El método Livingston”, un documental sobre el reconocido arquitecto Rodolfo Livingston, dirigido por Sofía Mora.

En tanto, el ganador de la competencia regional Cortos NOA fue Juan Pablo Torales, oriundo de la provincia de Santiago del Estero, por “Sacha”, que obtuvo una estatuilla, 30 horas de estudio para el diseño de sonido y armado de bandas sonoras y 80.000 pesos (cerca de 1.400 dólares).

El galardón a mejor Largometraje de Ficción fue para Juan Sebastián Jácome por su obra “Cenizas”. El gobernador Gerardo Morales entregó el premio .

El público también premió a sus producciones favoritas: “Magalí”, de Juan Pablo Di Bitonto, rodada en la localidad jujeña de Susques, fue elegida como Mejor Película de Ficción mientras que el documental “Vilca, la magia del silencio”, de Germán Cantore y Ulises de la Orden fue votado como el Mejor Documental.

Los espectadores decidieron, también, que “San José de los Humildes”, del realizador jujeño Hernán Paganini, es el mejor cortometraje.

Por su parte, el chileno Andrés Finat se consagró como mejor director por “Sumergida” mientras que los colombianos Jhonny Hendrix Hinestroza y María Camila Arias se llevaron el premio al Mejor Guión, por “Candelaria”. Además, el boliviano Gustavo Soto fue galardonado como mejor director de Fotografía por “Muralla”, dirigida por Gory Patiño.

El jurado de la competencia de ficción le otorgó una mención especial a “Mataindios”, de los peruanos Oscar Sánchez Saldaña y Robert Julca Motta.

En los rubros de mejor actuación femenina y masculina se consagraron la argentina Eva Bianco, por “Magalí”, y el ecuatoriano Diego Naranjo, por “Cenizas”.

El Teatro Mitre fue epicentro de la culminación del 5° Festival Internacional de Cine de las Alturas, con la entrega de premios a los films ganadores de las diferentes secciones en competencia.

Por su parte, las instituciones que acompañan al único festival de cine andino de la región también entregaron premios.

Entre ellas, la Asociación de Cronistas Cinematográficos de la Argentina (ACCA), que otorgó un diploma a “Los miembros de la familia”, de Mateo Bendesky, como Mejor Película de Ficción y premió a “¿Quién mató a mi hermano?”, de Ana Fraile y Lucas Scavino, como Mejor Documental. También otorgó una mención especial a “Magalí”.

El invitado de honor del festival, el prestigioso director de fotografía argentino Ricardo Aronovich, quien fue este año el protagonista del ciclo Charlas con Altura, fue homenajeado por su trayectoria y recibió una estatuilla por su aporte a la cinematografía mundial.

Entre los talleres y actividades especiales realizados durante la semana se destacó la presentación del libro “Mujeres, cámara, acción. Empoderamiento y feminismo en el cine argentino”, de los periodistas Catalina Dlugi y Rolando Gallego, en una edición fuertemente marcada por la visibilización de la paridad de género.

Este año, la reseña marcó otros dos hitos. Por un lado, puso en funcionamiento el aro magnético en las salas de proyección para personas hipoacúsicas. Por otro, los integrantes de los Cine Móviles, que cada año recorren toda la provincia realizando proyecciones al aire libre, esta vez cruzaron la frontera y ofrecieron una función en Villazón, Bolivia. (ANSA)




Comentarios