La Maravilla Natural de la Argentina tomó protagonismo en materia de ecoturismo como nueva matriz sustentable durante el encuentro turístico más importante de Latinoamérica.


Ayer cerró la edición 24° de la Feria Internacional de Turismo en Buenos Aires, el evento turístico y de negocios más grande en América Latina. Las Cataratas del Iguazú fueron uno de los atractivos más destacados, pero la Selva Misionera no se quedó atrás y también recibió su mención especial.

Del encuentro participaron el ministro de Turismo de Misiones, José María Arrúa, así como el subsecretario de Turismo, Fabio Zapelli, y el responsable de la fundación New Seven Wonder, el sueco Jean Paul De La Fuente. Éste último destacó el gran trabajo realizado en Misiones en marco de los logros que obtuvo nuestra selva.

En ese sentido, sostuvo que la provincia cuenta ya con un reconocimiento doble: Las Cataratas del Iguazú y ahora la Selva Misionera. Además se refirió a las múltiples conexiones aéreas que se gestionaron en el último tiempo, las cuales posicionan a nuestra región como una de las más solicitadas.

Zapelli, por su parte, manifestó que uno de los ejes fundamentales, que fue el reconocimiento de Maravilla Natural de la Argentina, ya fue concretado. Añadió que ahora el desafío es obtener una marca distintiva en la provincia en lo que respecta al impulso de la sostenibilidad en todos los sectores productivos.

Tenemos que empezar a pensar en una nueva matriz sustentable para seguir generando más conservación y para que el ecoturismo traiga mayores beneficios a nuestras comunidades”, aseveró el funcionario en conferencia de prensa. Y añadió: “Con los millones de hectáreas de bosques que ya tenemos, no podemos pensar en tomar otro camino que no sea el turismo de naturaleza”.




Comentarios