Se trata de Ariel Carlos Juárez quien había escapado violando la domiciliaria.


El mismo cumplía una prisión domiciliaria con tobilleras electrónicas en Gualeguaychú, de donde se escapó una noche antes del Juicio al que se debía enfrentar.

departamental policia
crédito: PER

Miguel Toledo, de 55 años, y Ariel Carlos Juárez de 42, debían presentarse en los Tribunales de Gualeguaychú para ser juzgados el 22 de agosto por un robo calificado con uso de armas ocurrido en Ceibas, en donde asaltaron una parrilla vestidos de policías. Ambos son oriundos de Córdoba, y estaban con prisión domiciliaria con tobilleras electrónicas en un hospedaje ubicado en Patico Daneri y San Juan, pero en la noche del 21 de agosto escaparon y no se supo más nada de ellos.

Dos meses y medio después, y como resultado de un trabajo investigativo realizado por la División Investigaciones de la Jefatura de Gualeguaychú, en conjunto con personal policial de la provincia de Córdoba, se detuvo a Juárez en la localidad de Arroyito.

Allí, vistiendo uniformes policiales, irrumpieron en un local comercial e intimidando a sus propietarios mediante la exhibición de armas y le sustrajeron dinero en efectivo.

La Policía Cordobesa, contando con un informe confeccionado por la jefatura de Gualeguaychú, respecto a posibles domicilios y personas de sus entornos, pudo llevar a cabo alrededor de las 20 horas del jueves, la detención de uno de ellos.

Ahora, se espera el traslado del imputado Juárez desde la localidad cordobesa, hasta la sede de alcaldía policial de Gualeguaychú.






Comentarios