El proyecto es financiado por Naciones Unidas, a través de la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos.


Este martes se firmó el convenio que da inicio a las obras para construir las viviendas de madera que se gestionaron a partir de la inundación que sufrió la ciudad el verano de 2016.

Intendente Martín Piaggio
Crédito: MDG

“Es una alegría porque hoy firmamos el contrato de inicio de obra de este programa que estamos gestionando desde el verano de 2016 luego de las inundaciones que afectaron la ciudad ese verano” destacó el intendente Dr. Esteban Martín Piaggio, y añadió: “Realizamos gestiones ante el gobierno nacional que involucre a las familias que están bajo cota 4 de nuestro río en la zona del barrio de Munilla, y a partir de ahí transitamos el desarrollo del programa que posibilita la construcción de viviendas de madera que permite mayor celeridad y agregar valor a la industria de la madera en nuestra provincia, y a la vez capacitar a las cooperativas que las construirán”.

Desde la Municipalidad trabajó en la consolidación del Banco de Tierras que permite entregarlas con los servicios necesarios, y así poder dar soluciones habitacionales a los vecinos que accedan a estos programas ya sean internacionales, nacionales, provinciales o locales” dijo Piaggio y finalizó: “Este banco de tierras nos permite hoy disponer y dar accesibilidad a las familias para aque accedan a un terreno, uno de nuestros mayores objetivos políticos”.

Autoridades Nacionales y Municipales
Crédito: MDG

Antes de comenzar con la primera etapa las y los cooperativistas que trabajarán en dicho proyecto, mantuvieron una serie de capacitaciones a cargo del INTA, sobre la construcción en madera y las características específicas de este método. Cabe destacar que cada unidad contará con termotanques solares que permitirán el ahorro energético, además de contemplar espacio apto para ampliaciones.

El predio donde ya se comenzó a trabajar está ubicado en calle Palavecino y Villagra, Suburbio Sur, en lotes pertenecientes al Banco de Tierras Municipal. Mientras que el municipio realizó la preparación de la tierra, la provisión de agua y luz, los cooperativistas realizan el trabajo de cercado del predio, nivelación del terreno y descarga de materiales.

Se trata de 50 viviendas de madera, gestionadas ante Nación y que corresponde al Programa de Emergencia Hídrica, estarán destinadas a familias que sufrieron la inundación de 2016. El seguimiento de las obras las realizará conjuntamente Nación, Municipalidad y el INTA. El proyecto es financiado por Naciones Unidas, a través de la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos.

Las unidades son de entramado de madera, contempla un espacio apto para el desarrollo y ampliación de cada vivienda. Cuentan con dormitorios, con instalación eléctrica completa, previendo TV, teléfono y/o Internet, como así también, instalación de gas combinado de acuerdo a la disponibilidad de servicio de cada zona. Se colocará un termotanque solar que permitirá el ahorro energético.





Comentarios