El vecino lamentó que en plena cuarentena la delincuencia no se toma descanso.


Un sereno de la localidad de Eldorado llegó a su casa después de trabajar y se encontró con su casa prácticamente desvalijada. Ramón Molina, vive en el barrio Polonia y tras regresar de trabajar como sereno se encontró con su casa prácticamente vacía.

“El sábado me fui a cubrir a mi hermano en el puesto de sereno, cuando volví encontré mi casa vacía, me robaron un motosierra, amoladora, equipo de música, garrafa, ventilador, horno, plancha, DVD, dos televisores, además de mis herramientas que utilizo para trabajar y ganarme la vida”, le contó la víctima a Radio Show.

Molina lamentó que ningún vecino vio nada como para atestiguar. “Lastimosamente nadie vio nada, rompieron el candado y rompieron la puerta, hicieron mucho ruido y nadie escuchó nada, es muy triste porque yo siempre estoy atento a mis vecinos”, señaló.

Ramón Molina también solicitó que la comunidad no compre objetos robados. “Porque de esta forma le incentivan a seguir en la mala vida”, afirmó.




Comentarios