La defensa analiza que el empresario declare como arrepentido o imputado colaborador.


La bomba que explotó hace una semana por los “Cuadernos K” y el reparto de bolsos de dinero a funcionarios del ministerio de Planificación durante el gobierno kirchnerista hizo llegar sus esquirlas hasta Córdoba y el empresario Aldo Roggio fue citado a indagatoria.

Así se conoció en la tarde-noche de este jueves. El juez de la causa Claudio Bonadio citó al reconocido empresario cordobés a declarar el próximo martes. 

Al parecer, según informa Infobae, el nombre de Roggio aparece en el cuaderno del año 2008 que escribió Oscar Centeno. En este sentido es que las oficinas de la empresa fueron allanadas por orden de Bonadio, la semana pasada. 

A su vez, se conoció que la defensa de Roggio buscaría que el empresario cordobés declare como arrepentido o imputado colaborador. 





Comentarios