Si bien desde hace un tiempo ya eran conducidas por sus socios, desde hoy quedó sentado en la Justicia cordobesa.


Los clubes de mayor convocatoria de Córdoba, Talleres y Belgrano, recibieron una buena noticia este jueves ya que Saúl Silvestre, juez de Concursos y Sociedades Nº 7 de la ciudad, dictó las resoluciones 106 y 107 que disponen la conclusión del proceso de quiebra que afectaba a ambas entidades.

De esta manera, el Club Atlético Talleres, tras 12 años, salió de la complicada situación que lo afectaba, al recobrar para los socios de manera definitiva el manejo de su patrimonio y activos.

Los de barrio Alberdi, por su parte, habían caído en esa situación en 2001 y, si bien anteriormente el club ya había abonado la deuda en su totalidad, algunos detalles administrativos demoraron la oficialización de la salida de la quiebra, que llegó finalmente hoy.

De esta manera, luego de varios años de trabajo entre dirigentes, contadores y abogados, ahora ambas instituciones tienen cerrada la quiebra y, si bien desde hace un tiempo ya eran conducidas por sus socios, desde hoy quedó sentado en la Justicia cordobesa.


En esta nota:

Sport


Comentarios