El dirigente cordobés reflexionó que hay que debatir mucho hacia adentro del oficialismo para no volver a cometer los errores del pasado.


Luis Juez, candidato a diputado nacional de Juntos por el Cambio en Córdoba, aseguró este miércoles que toda la dirigencia oficialista debe animarse a “discutir con altura para disentir” sobre las ideas para en eventual segundo mandato presidencial porque “la Argentina vive un momento complejo y delicado”.

“Hay que hablarlo con altura, respeto y disciplina y cada uno tiene que hacerse cargo de lo que dice”, dijo el dirigente al ingresar al predio de Parque Norte donde el oficialismo realizaba su primer gran acto de campaña electoral.

Al nombrar los temas que más le preocupan, Juez dijo que son “empleo, la situación social, la corrupción”, pero aclaró que hay muchos otros que también son prioridad para el debate puertas adentro.

“La Argentina vive un momento complejo y delicado. El tema del futuro es un tema que incomoda y molesta. Y hay que hablarlo, animarse a discutirlo con respeto, hay que tener la altura para disentir y hay que animarse a salir del fanatismo, a disentir sin ofenderse”, dijo Juez.

Al analizar el escenario electoral el dirigente consideró que el país va hacia “un proceso de polarización importante”, quizás más profundo que el registrado en 2015 cuando el entonces Cambiemos desafió y derrotó en las urnas al kirchnerismo.

Si bien Juez responsabilizó por los desequilibrios macroeconómicos al Gobierno anterior, reflexionó que la crisis actual también es en parte responsabilidad de la gestión Macri porque no comunicó desde un principio con claridad cuál era el punto de partida y creyó que lo iba a poder resolver con facilidad.

“Tuvimos una subestimación de lo que se recibía. Faltó convicción para comunicar el esfuerzo que había que hacer. Hubo una sobrevaloración de los recursos propios para resolver esa cuestión. Y eso terminó siendo una situación extremadamente delicada”, dijo el dirigente cordobés en Parque Norte.

Por otro lado, consideró que el triunfo aplastante de Juan Schiaretti en las elecciones de Córdoba en mayo “no fue un aviso” para Juntos por el Cambio, porque “Córdoba es como tantas otras provincias en las que se votó sólo a nivel provincial”.

Por la corresponsalía Buenos Aires






Comentarios