Por segunda vez Godoy Cruz accedió a octavos de Copa Libertadores. En ambos casos, con él como DT.


A Lucas Bernardi le fue muy mal en su experiencia en Belgrano. Lo echaron por malos resultados, recibió cuestionamientos desde su llegada misma y se fue con la sensación de que dejaba al equipo casi condenado al descenso.

En Mendoza está su lugar en el mundo. Regreso a Godoy Cruz, de los pocos clubes en los que tuvo saldo a favor, y lo volvió a clasificar a octavos de final de la Copa Libertadores.

“Es un orgullo estar en la historia de Godoy Cruz”, resaltó el DT, tras la victoria del Tomba sobre Universidad Concepción de Chile. Segunda vez para los mendocinos, las dos veces con Bernardi en el banco.






Comentarios