El reclamo se centra en el incumplimiento del intendente, que les prometió poner agua y el tendido eléctrico. 


Cansados ante la falta de respuestas y las promesas incumplidas, 50 familias están realizando un corte de tránsito en la ruta provincial N°46, a la altura de Andalgalá. El reclamo pasa por la falta de agua potable y energía eléctrica.

Según cuentan, el incumplimiento lleva cerca de cinco años, cuando el municipio decidió otorgarles el predio en el que se instalaron y nunca fueron a hacer las obras. Por tal motivo, cortaron la ruta y no se puede circular por ahí.

“El motivo del corte es exigir que nos pongan el agua y el tendido eléctrico como corresponde, el intendente se ha comprometido en varias oportunidades a solucionarnos el problema pero todo sigue igual. Han tirado unos 6 palos de luz y no volvieron más y el agua solo le dieron para 3 familias mientras que las demás familias seguimos esperando”, afirmó una de las vecinas afectadas.

“Es difícil para nosotros, porque los que vivimos aquí somos todos humildes y pedimos la comprensión de todos los automovilistas”, agregó y concluyó en diálogo con El Esquiú.






Comentarios