Se trata de José Luis Ferrari, quien argumentó que su cliente le "había mentido" sobre lo sucedido.


El abogado de Eugenio Veppo, José Luis Ferrari, renunció este miércoles a la defensa del periodista y argumentó que su cliente le “había mentido” sobre lo sucedido.

“No me siento cómodo. Veo que había un malestar. Yo me sentía mal y ellos (por el acusado y su familia) se sentían mal conmigo. Así que renuncié a la causa en el día de hoy y se los comuniqué esta mañana“, explicó Ferrari en declaraciones a Crónica.

“No compartían evidentemente mi criterio”, señaló el letrado, quien recordó que el imputado mintió cuando le “dijo a la jueza (Yamile Bernan) que no tenía antecedentes” penales.

“Puedo defender siempre y cuando no me afecte moralmente, pero si realmente me violenta por el malestar que hay, ya no”, indicó Ferrari.

Y agregó: “Si el cliente no hace lo que el abogado dice el que sale mal es el abogado. Yo planteo las reglas de juego”.

Además, el abogado manifestó que la mujer que iba en el asiento trasero “no vio nada” y “estaba conmocionada, llena de vidrios”, ya que a raíz del impacto “se pegó un golpe grande” y “no salió despedida de milagro”. También dijo que en el auto del acusado “había sangre afuera y adentro”.

Asimismo, Ferrari consideró que Veppo “no entiende que tiene que mostrar arrepentimiento, pedir disculpas”.

Veppo, que permanece alojado en el Hospital Penitenciario Central (HPC) de la cárcel de Ezeiza y que está acusado por homicidio simple con dolo eventual, trabajaba como asesor de prensa en el Registro Nacional de Violadores y estaba presente cuando se tomaban muestras a detenidos, según indicaron allegados al imputado.

Eugenio Veppo. (Prensa Policía).





Comentarios