Ocurrió en un aula de segundo año cuando un estudiante esparció el aerosol de una compañera pensando que era desodorante.


Un grupo de alumnos de segundo año de la Escuela Normal debió ser atendido en la guardia del Hospital Materno Infantil luego de ser afectados por gas pimienta adentro del establecimiento educativo.

“Fue muy repentino. Empezamos a toser y a los veinte minutos se llevaron a tres en sillas de ruedas”, aseguró a través de las redes sociales uno de los chicos que estaba adentro del aula.

A pesar de que dos ambulancias llegaron hasta el colegio, los médicos establecieron que los chicos fueran hasta el hospital ya que 28 registraron irritación de ojos, ataques de tos y picazón de garganta luego de que un compañero esparciera el gas pimienta de otra alumna pensando que era desodorante.

A pesar de que ninguno de los chicos debió quedar internado, los especialistas pidieron que los jóvenes pasen por la institución médica para hacerse un control de rutina.

Desde el colegio aseguraron que abrieron una investigación interna para determinar que fue lo que pasó. 


En esta nota:

Educación Azul Escuela


Comentarios