Joaquín Bastos tiene 12 años y sueña con viajar a España para poder competir, pero la devaluación hace que el torneo parezca cada vez más lejano.


Tiene 12 años y sueña con jugar el mundial de Padel que se desarrollará en Octubre en España, sin embargo la situación del país no ayuda demasiado. Joaquín Bastos está clasificado para la competencia pero al igual que el dólar, el sueño se aleja.

“Desde muy chico empezó a tomar clases de padel ya que era el deporte que a él le gustaba y de a poco comenzó a competir, primero en torneos locales, después jugó en otras ciudades hasta que llegó a jugar los provinciales. Dos o tres veces salió campeón provincial en categoría sub 10 cuando tenia 8 y 9 años”, cuenta orgullosa su mamá Paola Veltri a Vía Azul.

Joaquín Bastos

“Salió campeón provincial, después salió campeón nacional y el año pasado lo invitan de la Asociación Argentina de Paddle a jugar selectivo de menores, que son torneos que se hacen para formar el seleccionado argentino de Paddle”, explica la madre.

Paola contó que los viajes son muy caros porque hay que viajar mucho compitiendo, además del costo de los entrenamientos. El nene, que empezó a jugar los selectivos con el sueño de jugar el Campeonato Mundial de Padel para menores, hoy está clasificado para eso. El problema es “económico”.

Joaquín Bastos

“El viaje a España es muy costoso por eso quiero pedirle al municipio o a alguna empresa si nos pueden ayudar a viajar estarían cumpliendo el sueño de Joaquín”, explica la mujer.

Para todos aquellos que quieran ayudar a Joaquin puede contactarse con Paola, su mamá, al 02281-15568631 o con su papá, Germán Bastos al 02281-15501442.


En esta nota:

Padel Azul Deportes



Comentarios