De esta manera, el Presidente busca hacer avanzar un proyecto que tiene media sanción en el Senado pero está trabado en Diputados.


En Casa Rosada, el presidente Mauricio Macri anunció que firmó un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) para habilitar al Estado a avanzar en el decomiso de bienes provenientes de la corrupción, del lavado de dinero y del narcotráfico.

“Las mafias se llevaron plata que es de todos los argentinos. Plata que necesitamos para seguir combatiendo la inseguridad, construir escuelas y jardines”, expresó Macri, quien habló acompañado por los ministros de Seguridad, Patricia Bullrich, y de Justicia, Germán Garavano. “La Justicia Penal tiene instrumentos para recuperar estos bienes, pero son lentos. Esperamos demasiado, la Justicia necesita este mecanismo ya mismo“, agregó el primer mandatario.

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, durante un acto en la Casa Rosada este lunes. (EFE)

“Es un proceso civil para sacarles los bienes a aquellos delincuentes que los obtuvieron con dinero de la corrupción, delitos del narcotráfico, trata, secuestro, terrorismo y otros”, detalla un texto oficial al que tuvo acceso Vía País.

“La corrupción carcome al Estado y quiebra a la sociedad”, resalta el escrito que diseñaron en el Gobierno nacional para justificar la decisión de Macri de recurrir a un DNU para poner en marcha la iniciativa que quedó cajoneada en el Congreso de la Nación.

“La corrupción y el narcotráfico, la trata de personas, el terrorismo y los demás delitos graves afectan el funcionamiento de las instituciones democráticas y republicanas, causando enormes pérdidas al patrimonio público y provocando un enorme costo para la operación eficaz del Estado”, amplía el escrito.

La extinción de dominio obtuvo media sanción de la Cámara de Diputados en 2016 pero quedó cajoneada tras una serie de cambios que se le aplicaron en la Cámara alta.

De acuerdo al texto, el proyecto votado en Diputados permitía al fiscal, cuando se iniciaba la acción penal, comenzar el proceso para recuperar esos bienes; en cambio, la iniciativa del Senado proponía que esa medida se tome en el fuero civil y cuando ya exista al menos una condena de primera instancia.

Con la colaboración de Horacio Serafini de la Corresponsalía de Buenos Aires.






Comentarios