El jefe del bloque del PJ se manifestó a favor de la sanción de un régimen penal juvenil y relativizó la importancia de la baja de la edad de imputabilidad.


El año pasado fue el de menor producción de leyes de la historia del Congreso desde la restauración de la democracia. Varias iniciativas han quedado pendientes y algunas de ellas serían debatidas en sesiones extraordinarias que podría convocar el presidente Mauricio Macri para febrero. Entre ellas, el régimen penal antibarras y el permiso para que las empresas privadas realicen aportes a las campañas electorales de los partidos políticos, lo que hoy está expresamente prohibido.

Miguel Pichetto, el hombre fuerte del Senado, dio el visto bueno a ambas iniciativas y también al régimen penal juvenil, que incluye la baja de la edad de imputabilidad de 16 a 15 años y que el Gobierno, a instancias de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, también incluiría en el temario de las sesiones extraordinarias.

“Creo que el financiamiento de campaña va a salir, tiene dictamen de comisión, totalmente válido. Es importante determinar un sistema de financiamiento privado de la política, donde las empresas y los particulares puedan hacer aportes sobre la base de utilidades con desgravación impositiva para que no entre el narcotráfico, que ya está entrando en instancias municipales. No estoy diciendo nada que no haya ocurrido”, dijo Pichetto en diálogo con Vía País.

Al respecto, indicó que “en algunas provincias de la Mesopotamia ya ha habido penetración del narcotráfico en candidaturas a intendentes“, por lo cual se manifestó a favor de “tener un sistema legal, en blanco, sin hipocresía, donde los aportes se puedan rendir, donde haya una presentación por parte de los candidatos de quiénes son los aportantes, para que la sociedad sepa”.

“Por ejemplo, si yo tuviera una visión propetrolera, prominera y propolítica nuclear y las empresas del sector me apoyan, es legítimo, ¿cuál es el tema? Al estilo americano: si me apoya una minera, es porque pienso que la minería es un factor de desarrollo para la Argentina. Y la sociedad tiene que saber que hay una empresa de tal sector que aportó a mi campaña. Junto con la ley antibarras, me parece que son dos leyes posibles. Si Diputados destraba la ley antibarras y saca la media sanción, vamos a acompañarla“, anticipó.

El jefe del bloque del PJ de la Cámara Alta también se manifestó a favor de la sanción de un régimen penal juvenil y relativizó la importancia de la baja de la edad de imputabilidad al señalar que es un “reduccionismo pobre”.

Recordó que en 2009 el Senado aprobó un régimen penal juvenil con baja de la edad de imputabilidad a los 14 años. “Entrar de nuevo en el debate de 15, 16… me parece estéril, tiene más efecto mediatico. Hay que hablar de un régimen penal juvenil integral, con abordaje de las políticas sociales, inserción educativa, calificación para el mundo del trabajo. La posición del Senado ha sido clara: ya lo hemos votado por unanimidad, con el radicalismo y en el gobierno de la expresidenta (Cristina Kirchner). Si el espíritu de este régimen penal es ese, lo vamos a acompañar“, anticipó el rionegrino.

Protocolo

Pichetto también se declaró a favor del protocolo dictado por la ministra Bullrich que permite que un policía no avise al delincuente antes de disparar, al señalar que “es totalmente lógico y necesario para las fuerzas de seguridad”, porque a su criterio “no se puede colocar al policía en una situación de indefensión”.

“Con algo que es totalmente razonable en cualquier país el mundo acá hay un componente ideológico que destruye el debate. Hay un pensamiento por izquierdas, una élite cultural que controla y domina el debate en los medios, cuando la mayoría en el país opina totalmente lo contrario. Esos comunicadores tienen que tener cuidado porque van a contramano de la opinión pública y se van a quedar sin audiencia”, afirmó.






Comentarios