La historia de Humberto Bautista conmovió a todos en la Fiesta del Milagro, en Salta. 


Humberto Bautista tiene 65 años y caminó 160 kilómetros, durante dos días, para agradecerle al Señor y a la Virgen del Milagro porque su hija dejó de ser víctima de bullying.

(Clarín)

Según consignó Clarín, el hombre caminó solo hacia la catedral de Salta, donde se lleva a cabo la Fiesta del Milagro, desde El Galpón, la localidad ubicada a 140 km al Sur de la capital.

La razón más fuerte fue su hija, quien había entrado en estado depresivo por haber sido víctima de acoso escolar, a punto de querer dejar el colegio. Humberto la había encomendado a los santos patronos salteños y, según explica, la situación mejoró.

Mi hija mejoró y por eso tengo que seguir. Gracias a eso va al colegio, puede sonreír. Quería abandonar la escuela. Le hacían bullying“, le contó al programa local DNI Salta.

Para el camino, llevó solo una bolsa con un plástico que usó a modo de colchón, una frazada y botellas de agua para hidratarse durante su peregrinación. “Esta vez no traje carpa, pero por suerte el tiempo acompañó”, contó el salteño.

(Clarín)

El video con su historia se viralizó rápidamente por las redes sociales. “La fe mueve montañas. Yo presenté mis problemas a Dios. Hay que poner mucha fe y voluntad y vamos a salir adelante“, aseguró Humberto.




Comentarios