Presentó un descargo ante la fiscalía que investiga la muerte de la legisladora porteña y periodista.


A través de su abogado Eduardo Gerome, la médica anestesióloga Nélida Inés Puente, quien trató a Débora Pérez Volpin durante la endoscopía, presentó este martes un escrito ante la fiscalía donde negó tener una responsabilidad en la muerte de la periodista.

​​En la presentación, que tuvo acceso Clarín y fue de carácter espontáneo, la anestesióloga afirmó: “Analicé cada paso que di y me di cuenta que todo lo había hecho conforme a las reglas de la medicina por lo que, aunque tuviera muchas conjeturas, no conocía la causa que había generado un cuadro tan catastrófico y de semejante magnitud ni cuáles habían sido los mecanismos que causaron su muerte. Si bien el haber estado concentrada en los monitores me permitió detectar en forma temprana que algo anómalo estaba sucediendo y poner en marcha los mecanismos tendientes a intentar revertir la situación que se generó, el brusco deterioro de la paciente y la magnitud del cuadro me impidieron conocer las causas del mismo”.

Esta manifestación  también hace referencia a los antecedentes de formación profesional y a los lugares de trabajo en los que Puente se desempeñó como especialista.

Caso Débora Pérez Volpin: el descargo de la anestesista by Clarin.com on Scribd

“Queremos que primero lo lea la fiscalía, pero esos puntos detallan lo que ya se ha dicho: que estuvo en el quirófano, que fue quien detectó la baja de saturación de oxígeno e indicó que se interrumpiera la endoscopía para poder recuperar esa saturación, y que luego trabajó en la reanimación que no finalmente no resultó”, detalló el abogado de la anestesista.

Sobre el final del documento, Puente realizó una evaluación de su desempeño y concluyó: “A mi juicio, resultó indudable que la complicación fue producida por circunstancias absolutamente ajenas a mi tarea, estimando que la magnitud del enfisema como las regiones que fueron afectadas condicionaron la nula respuesta a los denodados esfuerzos de reanimación. Expreso finalmente que, por lo expuesto, no tengo ninguna responsabilidad profesional en la muerte de Débora Pérez Volpin”.





Comentarios