El presidente se reunió con el técnico de Boca y en las redes tildaron de inadecuado al momento que eligieron. 


Este lunes sorprendió el encuentro que tuvieron el presidente Mauricio Macri y el técnico de Boca Guillermo Barros Schelotto. Cerca de las 13 entró a Casa Rosada a una reunión que no fue anunciada públicamente y sorprendió a todo el mundo. 

La información fue confirmada por Santiago Dapelo, periodista de La Nación, y rápidamente se viralizó en las redes. 

Según informaron, Guillermo tiene una amistad desde hace años con Macri por eso concurrió a un almuerzo en la Casa de Gobierno. Hay que recordar que ambos compartieron tiempo cuando uno figura de la delantera de Boca y el otro era presidente de la institución.

Quien intentó aclarar la situación fue el periodista Martín Costa: “Guillermo come cada 15 días con Macri en la Casa Rosada”.  

Periodistas e hinchas se expresaron sobre este hecho y lo tildaron de “inoportuno”. Ya que se lleva a cabo en el medio de polémicos arbitrajes y decisiones que habrían favorecido a Boca Juniors.





Comentarios