Está formado por acreedores que tienen grandes cantidades de bonos argentinos y buscan acelerar las conversaciones.


Varios fondos de inversión que tienen sus casas centrales en Nueva York, Estados Unidos, formaron un consorcio para renegociar la deuda con la Argentina. Todavía no definieron quiénes serán sus representantes, que tendrán la misión de agilizar las conversaciones entre el gobierno argentino y los acreedores a los que representen.

El término técnico de este tipo de comité es “steering committee” y en él participarán Fidelity, T Rowe Price, Greylock Capital y Amundi. Es probable que esté también Blackrock y que se sigan sumando integrantes.

Estos fondos se vieron afectados por la caída de los bonos argentinos y decidieron juntarse para unir esfuerzos y minimizar la quita de capital e intereses.

El ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, al emitir su voto el domingo.

Según Infobae, ya contactaron a algunos economistas argentinos e internaciones para que los asesoren. La celeridad de las negociaciones será clave, tanto para los fondos como para la Argentina, que corre el riesgo de caer en default total.

El ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, lo dejó claro al comienzo de la semana cuando afirmó que la Argentina debía comenzar el proceso de renegociación de la deuda lo más rápido posible. Desde el espacio del presidente electo Alberto Fernández, coinciden con esa idea.



Comentarios