El exsecretario de Comercio criticó a la expresidenta por no defender a Julio De Vido.


Guillermo Moreno, exsecretario de Comercio durante el kirchnerismo y actual precandidato a presidente, criticó con dureza a la expresidenta Cristina Kirchner por no haber defendido al exministro de Planificación, el hoy detenido Julio De Vido. Además, dijo que el dirigente social Juan Grabois es un “soberbio” que dice “estupideces”.

“Si ella dice que fue una declaración desafortunada, no hay ningún problema. El perdón existe”, dijo Moreno este lunes en declaraciones a FM Delta. Lo hizo en referencia a los dichos de la expresidenta, que en octubre de 2017 afirmó que “no pongo las manos en el fuego por nadie”, en particular por De Vido, hoy detenido en el penal de Marcos Paz por defraudación al Estado en la causa por el desvío de fondos a la mina de carbón de Río Turbio.

(Unidad Ciudadana via AP )

“Si cuando Cristina me ofreció en 2007 seguir como secretario de Comercio Interior me decía ‘no pongo las manos en el fuego por usted’, le doy la mano y le digo hasta acá llegamos”, afirmó Moreno y agregó: “Yo soy del proyecto colectivo, yo doy la vida por mi compañero, no solo por mi familia. Lo mínimo que podés hacer es meter las manos en el fuego”.

Y reiteró: “Yo lo que digo es que el perdón es ante todo, primero hay que reconocer que nos equivocamos. Esa declaración fue desafortunada. Y no fue solo contra De Vido, dijo que no ponía las manos en el fuego por nadie, solo por sus hijos. Yo me sentí involucrado, metimos el lomo durante diez años”.

“El acto de cobardía más grande del movimiento nacional justicialista fue cuando nuestro bloque de diputados no bajó a defender al ministro De Vido. No hay ninguna duda. Un movimiento que le tiraban bombas desde aviones y seguían gritando ‘Viva Perón’, ¿y vos no bajás a defender a un compañero? Eso va deteriorando el alma del peronismo”, profundizó el exfuncionario.

Con respecto a la presentación que hizo la expresidente Kirchner de su libro el jueves pasado en la Feria del Libro, Moreno confirmó que no estuvo. “Yo la invité oportunamente cuando presenté mi libro en ese mismo salón y ahora no recibí ninguna invitación”, le reprochó Moreno aunque aclaró que de haberla recibido, igual no hubiese ido.

“Primero se tiene que volver encontrar la familia, dormir todos en la casa común y después hacemos la fiesta con los vecinos”, metaforizó el exfuncionario en referencia a que primero se tienen que juntar ellos y luego reconstruir el frente electoral.

Consultado sobre si Cristina es de la familia, Moreno dijo que en el congreso nacional del Partido Justicialista en Ferro, “le dijimos a los compañeros que en las últimas elecciones, habían sido candidatos por fuera del partido que vuelvan, y eso tenía dos nombres: Sergio Massa y Cristina Kirchner. Así que desde ya que yo la considero así, pero nos tenemos que encontrar en casa”.

Juan Grabois.

Recién después, continuó Moreno, “vienen los muchachos de Nuevo Encuentro y este muchacho [Juan] Grabois, que tiene que dejar de ser ortiva y señalar con el dedo y todas esas estupideces que dice”.

Y profundizó sus críticas a Grabois: “El pibe que recién hace sus primeras armas, señala lo que está bien y lo que está mal, sin siquiera preguntar. Siempre esa soberbia de los progres que le quieren explicar a los peronistas lo que está bien y lo que está mal. Y nosotros humildemente lo escuchamos pero llega un momento en que decís basta”, concluyó Moreno.






Comentarios