La razón por la que Ángel Correa deberá declarar en el juicio a Los Monos



Una historia que involucra al delantero del Atlético de Madrid, a la banda narco y hasta a Marcelo Tinelli.

Ángel Correa será uno de los famosos que declarará como testigo en el juicio a la banda narcocriminal Los Monos. El jugador del Atlético Madrid es oriundo del barrio de Las Flores, corazón del violento grupo, y durante muchos años se sospechó que al menos parte de su pase pertenecía a la banda.

El 11 de mayo de 2013, Correa se consagró definitivamente en el fútbol argentino al anotarle un golazo a Boca en la goleada que San Lorenzo le propinó al Xeneize. Ese día estuvieron en el Nuevo Gasómetro su representante Francisco Lapiana, Ramón “Monchi” Machuca, Jorge “Ema” Chamorro y Mariano “Gordo” Salomón.

Estos cuatro personajes están detenidos en el juicio que comenzó este martes y la Fiscalía pidió seis años de prisión, 41, 12 y seis y medio respectivamente. Pero además de la presencia en cancha, salieron a la luz conversaciones de Monchi con Lapiana y del propio futbolista con miembros de la banda.

En uno de eso audios se escucha a Monchi decir que “el pupilo jugó rebien” e incluso bromear con la figura de Marcelo Tinelli. “La mamá de Ángel le pidió a Tinelli sacarse una foto pero no le dio ni cabida. Entonces yo le dije quién era y accedió”, relató Machuca.

En otra escucha, cuando ya se hablaba de que Correa pasaría al fútbol europeo, el delantero les decía a los narcos que ya les había dejado entradas o “cintitas” para poder estacionar los autos dentro del estadio de San Lorenzo.

Estos elementos llevaron a que en algún momento el juez Juan Carlos Vienna intentara embargar la venta del jugador para investigar la constitución de su pase. Por entonces el Ciclón peleaba el torneo con Newell’s, y desde algunos medios porteños asociaron la movida a un intento del magistrado (hincha rojinegro) por allanarle el título a la Lepra.

Alguna vez Correa prestó declaración en Tribunales sobre el tema y dijo conocer quiénes eran Los Monos, pero negó tener un vínculo estrecho con ellos. Ya en el juicio, se espera que el atacante que solía ser convocado por Gerardo Martino a la Selección de mayores precisiones. Fue convocado a declarar como testigo para el lunes 11 de diciembre a las 15.